viernes, 11 de octubre de 2013

Encuentro Familia Spínola

El fin de semana del 4 al 6 de Octubre, hemos vivido en CorteConcepción el Encuentro de la Familia Spínola. Ha sido un fin de semana intenso y bonito. Siempre es una gozada ver como la familia crece en número y en ganas de continuar la labor tan bonita que nos dejaron Marcelo y Celia: Experimentar y Anunciar el amor personal de Jesucristo.
Nos hemos reunido gente de todos los puntos de nuestra provincia y de todas las edades. Y desde los más pequeños a los más mayores lo hemos pasado genial. Desde el primer momento un gran ambiente de familia: la alegría del reencuentro, contar las experiencias del verano o recordar los momentos vividos juntos…

Empezamos la tarde del viernes presentando el lema del curso Spínola: 100% en plural profundizando en cada uno de los elementos del cartel: corazón, pensar, aplaudir,
juntos… y nos reunimos por grupos para presentar las distintas actividades que se nos ofrecen durante el curso mediante un video, nuestro objetivo: un anuncio original. Presentamos los ejercicios espirituales, la Pascua, las actividades de verano… Fue el primer momento del fin de semana en el que brilló la gran creatividad de la Familia Spínola.

Terminamos el día viendo el sueño que Dios tiene de nosotros… fue bonito acabar la noche viéndonos a todos soñados por Dios… y como nuestro “atrapasueños Spínola” acogió los sueños de cada uno… dejando pasar todos los buenos sueños y atrapando las pesadillas para que se quemaran con la luz del día.
El sábado fue un día muy intenso, consistió en ver cómo nuestro Carisma Spínola nos acerca al amor personal de Jesucristo.
Empezamos la mañana descubriendo la importancia de nuestro nombre, como me llaman mi familia, mis amigos, la gente que me conoce… como me llama Dios. Seguimos buscando cual era nuestra canción, la que nos define, la que nos da sentido y cómo nos la cantan las personas que nos quieren en los momentos difíciles para que no la olvidemos, para que volvamos a encontrarnos a través del acompañamiento del que me quiere. Luego vimos como yo con mi canción me uno con el resto de la Familia Spínola y creamos una gran canción que nos une… Qué bonito ver como mi Carisma, el que me define, se une con el de tantos otros para formar nuestro Carisma Spínola… como mi canción se une con la canción de tantos otros y descubrimos como Jesús nos quiere y nos acompaña.
Seguimos con una oración en la que Marcelo nos mostró su experiencia personal del Amor de Cristo y cada uno nos identificamos con sus escritos. Luego hicimos un dibujó que mostraba cómo experimentamos el amor personal de Jesucristo en nuestra vida. Observamos y leímos distintas realidades que nos mostraban experiencias de amor de otros y vimos cómo estamos llamados a anunciarlo ¡no se puede quedar en nosotros!

Por la tarde tuvimos uno de los momentos más emotivos en el que Mª Angeles Jurado contactó con nosotros a través de skype para contarnos su experiencia en Angola y la realidad de la ciudad en la que ha estado trabajando durante casi un año. Nos traía a Corte esa realidad y nos mostraba como había crecido en la fe y en la confianza en Dios durante esta experiencia.
A continuación tuvimos varios testimonios sobre la experiencia del amor personal de Dios desde distintas misiones: ser educador, ser profesional, ser animador, ser catequista, ser voluntario… y hubo momentos muy emotivos, ya que cada cual nos mostró su corazón.

Por la tarde tuvimos la oración de la samaritana, el señor nos pidió personalmente a cada uno “Dame de beber”. Dejamos en el cántaro todas aquellas cosas que nos impedían acercarnos a Jesús… acogimos su palabra… experimentamos su amor… y cogiendo de nuevo nuestro cántaro, con todas nuestras debilidades, fuimos con la fuerza del agua viva a anunciar que Dios nos quiere tal y como somos.

Por la noche tuvimos nuestra espectacular gala “Tienes un don” y ahí se vio el potencial que tenemos, cada uno lo dio todo, y nos quedó una gala con multitud de talentos. Lo pasamos genial, riendo, cantando, bailando todos juntos…

El domingo dimos un empujoncito a nuestro proyecto personal, repaso para los que ya lo tenían hecho y comenzar a despertar el gusanillo para aquellos que lo tenemos por empezar… y es que tenemos que caminar acompañados con el Señor y buscando su voluntad. Tenemos que conocer qué dibujan las piezas de nuestro puzzle.

Los ratos de compartir fueron estupendos, ambiente de confianza y comunicación total. Siempre es un lujo el poder profundizar en el sentido de nuestro Carisma Spínola y es que ha sido un Encuentro 100% plural.
Clara Medina, Laica Spínola de Málaga


No hay comentarios:

Publicar un comentario